Drones, los nuevos salvavidas del futuro

Foto: Cuartoscuro

¡Dale clic en favoritos de Google News!

Síguenos en Google News



El ingeniero en sistemas Pedro Matabuena y su empresa Aidronix emplean los dispositivos para distribuir medicinas a las comunidades rurales más remotas del país o de difícil tránsito

Laura Ojeda

Ayudar se ha convertido en un reto y una labor constante para Aidronix, empresa fundada en 2013 por el ingeniero en sistemas Pedro Matabuena, la cual está enfocada a desarrollar proyectos de alto impacto social y ambiental mediante el uso de ‘drones’.

Desde hace dos años, Matabuena y su empresa Aidronix trabajan en el proyecto ‘Escalando el acceso a la atención médica en zonas rurales de México a través de Salud Digital’, que tiene como objetivo dar a las comunidades rurales más remotas del país o de difícil tránsito, el acceso a la salud mediante la distribución de medicinas, vacunas e insumos médicos a través de cuatro ‘drones’ en forma de avión que llegan a alcanzar una distancia de 40 kilómetros en un promedio de 30 minutos.

Con el desarrollo de tecnología ‘hardware’ y ‘software’, Aidronix usa ‘drones’ equipados con sistemas de salud digitales. Los dispositivos usan unidades de telemedicina, para monitorear la frecuencia cardíaca, saturación de oxígeno, presión sanguínea y el ultrasonido de las personas en tiempo real; posteriormente, entregan el diagnóstico a los médicos de las comunidades.

Asimismo, los ‘drones’ también funcionan como cargadores de medicamentos vitales, tales como vacunas, unidades de sangre para transfusión y equipo quirúrgico básico, cuyos insumos son lanzados en un paracaídas a una zona previamente seleccionada.

Desde un centro de control, instalado en un lugar estratégico, el equipo de Aidronix se encarga del diseño y desarrollo de la logística para formar el llamado ‘Sistema aéreo de cargas ligeras de alto valor’. Este sistema tiene dos modalidades de carga: una es Radial, es decir, el ‘dron’ nunca aterriza, solo descarga el medicamento o los insumos médicos; el otro es ‘One Way’, el cual toca tierra y el equipo humano se traslada hasta el lugar para recogerlo.

Las comunidades se comunican con Aidronix con un sistema previamente instalado a muy bajo costo; posteriormente, la empresa les distribuye la ayuda vía aérea. Sin embargo, para poder enviar el material médico se debe realizar un trabajo estructurado de logística como abrir rutas aéreas, seleccionar los insumos o medicamentos que se necesitan, y seleccionar el lugar a descargar.

En entrevista con esta casa editorial, Pedro Matabuena, fundador de Aidronix, aseguró que el proyecto ha madurado a lo largo del tiempo, por lo que espera obtener el apoyo de inversionistas para concretarlo. Asimismo, comentó que los drones están en fase de prototipo, pero “ya se tiene una línea para hacerlos de forma industrial”.

  • DESARROLLO DEL PROYECTO

Hace dos años, Matabuena colaboró con doctores de la Universidad de Stanford y conformaron un equipo de investigación multidisciplinario para desarrollar el prototipo de transporte vía ‘drone’ con el cual recibió un premio por parte de la Universidad de Stanford por su sistema de transporte de unidades de telemedicina e insumos médicos para ayudar a las comunidades más alejadas y de difícil acceso.

El premio incluyó fondos para investigación, los cuales fueron usados para fabricar el sistema de transporte y realizar pruebas con los dispositivos en diferentes partes de la República Mexicana.

Durante un año se hicieron investigaciones y pruebas en los estados de Baja California, Durango, Hidalgo y el Estado de México; posteriormente, los resultados fueron presentados en 2018 a la universidad de Stanford. Derivado de esto, Matabuena, en conjunto con doctores la institución educativa, coeditó el libro ‘Digital Health-Drones in Healthcare’, para presentar los alcances de los drones para salud global y alcances del proyecto.

  • MATABUENA VAN POR EL PREMIO

Por su proyecto de alto impacto y de gran ayuda para las comunidades, Pedro Matabuena fue nombrado finalista en la categoría Humanitaria de los Premios AUVSI XCELLENCE por la Asociación Internacional de Sistemas de Vehículos no Tripulados (AUVSI).

Con el proyecto ‘Escalando el acceso a la atención médica en zonas rurales de México a través de Salud Digital, Telemedicina y Drone’, Matabuena fue seleccionado de un grupo de aspirantes, incluida la NASA, como uno de los ocho finalistas del Premio Humanitario, patrocinado por DJI, siendo el único mexicano en ser nominado.

Hoy, los ganadores serán anunciados durante una sesión de apertura celebrada en AUVSI XPONENTIAL en McCormick Place en Chicago.




Deja una respuesta

avatar
  Suscribete  
Notificación de




/* ]]> */