Sanar la urbe: Liz Durán

Foto: Archivo

¡Dale clic en favoritos de Google News!

Mas noticias del AM en Google



Conocí la acupuntura hace poco menos de una década, me explicó el especialista que era una práctica ancestral de países asiáticos y de China

Liz Durán

Conocí la acupuntura hace poco menos de una década, me explicó el especialista que era una práctica ancestral de países asiáticos y de China, donde los males se aliviaban estimulando con agujas muy finas las partes o las que tenían relación para la mejoría del cuerpo, es así como el flujo de la sangre libera sustancias químicas y mejora el organismo.

Sobra decir que esa práctica requiere paciencia, trabajo, dedicación y es en puntos específicos. Se ha comentado la importancia de tomar a la ciudad como un organismo vivo.

Si lo relacionamos con el desequilibrio que se percibe en ella, veremos la importancia de equilibrar todo lo que conecta en nuestra ciudad y así sanarla, interviniendo partes ‘enfermas’ con acupuntura urbana –trabajo y dedicación– donde de manera gradual se notará mejoría.

El inicio será realizar recorridos y detectar los puntos a intervenir creando un plan con puntos específicos, concretos, así se comenzará a ver poco a poco pequeñas intervenciones que de alguna manera quitarán el estrés en la ciudad, propagando un entorno de tranquilidad y paz.

Por ejemplo, si en un recorrido se percibe inseguridad, además las estadísticas lo demuestran, añadimos observación, levantamiento de datos, plática con vecinos que viven en el lugar y con los especialistas; podemos determinar la falta de banquetas, luminarias, botes de basura, abundancia de perros callejeros, el vandalismo, el parque en mal estado, la falta de transporte, centros de estudios o centros de salud y otros.

Al intervenir áreas específicas de la ciudad, se brindará a los habitantes poco a poco un clima de seguridad, interacción, sentimiento de vecindario, lo mismo que sentirá la gente que llega como visitante, y por ende también la economía de la zona mejorará.

No es lo mismo que los funcionarios “sientan lo que duele” en una parte de la ciudad a ir a realizar un diagnóstico global real del sitio.

Es importante percibir, dialogar, caminar y entender con empatía los problemas y achaques de una zona para resolver, porque una ciudad se percibe con los cinco sentidos y muchas caminatas.




Deja una respuesta

avatar
  Suscribete  
Notificación de
/* ]]> */