Fey razón: Las periferias de la comunicación

En el ámbito de los comunicadores, es fácil caer en la trampa de contraponerse a todo, por intereses políticos, económico o ideológicos. ¿Qué puede aportar el pensamiento cristiano a los comunicadores que desean mantener una posición ética?

  1. Un referente ético para la comunicación. Junto a la racionalidad de la ética filosófica, algunos postulados de la fe religiosa cristiana también son un punto de referencia sólido para el ejercicio ético del periodismo y la comunicación.

El Pontífice explicó, en una reciente audiencia, que ser periodista es “un trabajo exigente” y reconoció que no existen “recetas” para este oficio, pero añadió que hay tres palabras clave que son útiles para desempeñar este trabajo: periferias, verdad y esperanza.

2.. Las periferias como clave ética. El Papa Al referirse a las “periferias”, explicó que a  menudo los lugares principales de producción de las noticias se encuentran en los grandes centros.

Artículos relacionados

“Pero, añadió, esto no debe hacernos olvidar jamás las historias de las personas que viven distantes en las periferias”, con sus historias “de sufrimiento y degradación” o de “gran solidaridad que pueden ayudar a todos a mirar la realidad de manera renovada”.

  1. Un espacio para la esperanza. Sobre la tercera palabra, la “esperanza», Francisco explicó que “no se trata de contar un mundo sin problemas: sería una ilusión”. Más bien, se trata de “abrir espacios de esperanzas” mientras se denuncian situaciones de degradación y de desesperación.

Y explicó que un periodista no debería sentirse tranquilo solamente por haber contado, según la propia libre y consciente responsabilidad, un evento, porque “está llamado a tener abierto un espacio de salida, de sentido, de esperanza”.

Epílogo. La ética periodística basada en las convicciones religiosas nunca aleja de la realidad y de la problemática de las duras situaciones sociales, ni pretende presentar paraísos donde no los hay. Pero esta misma ética creyente contiene una gran luz para el periodismo y la comunicación: la convicción por la verdad y la esperanza de encontrar en la fe el sentido del dolor y de las tragedias humanas.

También podría gustarte
Comentarios
Cargando