No hay casualidades: Sonrían, ¿Ya ganaron?

Hace 12 años, en un exceso de confianza ante la inminencia de su victoria, AMLO exclamó el slogan de campaña: ‘sonríe, ya ganamos’. El mismo lema fue repetido en 2012 y volvió a perder.

En 2018, es diferente y aunque muchos dudamos de su veracidad, las encuestas señalan que AMLO ganará la Presidencia y que Morena, el PT y PES, tendrán la mayoría legislativa. Dicho en una expresión de político antiguo, pudieran tener ‘carro completo’.

Si todo sale acorde al plan, Morena tendría las dos terceras partes de los estados para modificar la Constitución a su entera satisfacción, lo cual es un peligro para la estabilidad jurídica, económica y social de México.

Sin embargo, a unos cuántos días de ganar, ¿Por qué no sonríen el candidato presidencial y seguidores? Si tienen la victoria en la bolsa, ¿Por qué continúan las hostilidades y la polarización?

Si AMLO ha prometido públicamente cancelar la reforma educativa, ¿Por qué se movilizaron 8 mil ‘maestros’ de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), desde Chiapas, Oaxaca, Michoacán y Guerrero hacia la CDMX?

Si faltan veintitantos días para que gane AMLO, ¿Por qué la CNTE sigue marchando violentamente en contra de la reforma educativa? ¿Será que los ‘maestros’ no vislumbran la victoria de AMLO? ¿Fue movilizado el ‘tigre’? ¿Mero clientelismo? ¿Vienen como invitados de honor para el cierre de campaña en el Estadio Azteca?

Cierto es que empiezan los problemas y todavía no ocurre la elección. ¿A qué AMLO le creemos?

En una semana, se reunió en lo oscurito con los empresarios; con esa ‘minoría rapaz’, ‘traficantes de influencias’, ‘corruptos’ y por otro, le habló al pueblo de injusticia y esperanza. Por un lado, dijo que el nuevo aeropuerto es viable pero por el otro, movilizó a la CNTE y prometió regresar al pasado.

Él apoya a sus seguidores más radicales, a esos que piden expropiaciones, fusilamientos y ‘soltar al tigre’, pero también promete recompensas a los políticos convertidos de otros partidos.

Le preocupan, ¿los indecisos? ¿El voto útil? ¿Qué las encuestas no representen la realidad?

También podría gustarte

Comentarios

Cargando